De proteínas a música clásica

Por Germán González

Rie Takahashi y Jeffrey H Millar han hecho un esfuerzo por lograr que la ciencia se acerque al público general. Su idea fue convertir secuencias de proteínas en notas musicales pero intentando no perder la musicalidad.

La meta del trabajo era convertir las secuencias genómicas en notas de piano que suenen razonables para el oído de un músico. El problema era el salto entre notas consecutivas como consecuencia del rango de 20 notas cuando cada aminoácido es representado como una sola nota. Un segundo problema era como incorporar el ritmo en la secuencia de notas.

Para solucionar el primer problema decidieron expresar cada aminoácido como un acorde en lugar de una sola nota. Para esto se agrupo a los aminoácidos en pares los cuales fueron asignados a una sola nota pero se distinguen por tener una versión diferente de su correspondiente acorde. Por ejemplo: Tirosina es asignada como G major root position (RP) y Fenilalanina como G major first inversion (FI).

La siguiente etapa fue agregar ritmo, lo cual hicieron asignando una duración a la nota (de uno a cuatro) de acuerdo a la abundancia del codón en el organismo (frecuencia cada mil sucesos). Por lo tanto el codón más abundante tiene la duración más larga.

notas

Secuencia parcial de la proteína ThyA humana con un ritmo basado en la distribución de codones humana. Se asignó un corchea a la frecuencia entre 0 y 10 (por cada 1000), una negra si estaba entre 11 y 20, una blanca entre 21 y 30 y si era mayor que 30 una redonda.

En estudios futuros utilizarán un programa creado recientemente para implementar las reglas de traducción que han formulado. Este programa permitiría convertir rápidamente largas secuencias del genoma en música.
Incluso se podría asignar diferentes instrumentos a partes únicas del genoma como las secuencias regulatorias, intergénicas y promotoras/operadoras para utilizarlo como una herramientas educativa para distinguir estas partes.

La conversión ayudará a acercar al público en general, a los jóvenes y a los científicos con problemas visuales a las secuencias genómicas.

Para más información ingrese a gene2music

 

Comentarios