Aprendé bioinformática jugando

Por: Germán González
Hace un par de años les contabamos acerca de Fold it, un juego en el que los participantes resuelven problemas de plegamiento de proteínas e incluso diseñan nuevas macromoléculas. Esta tendencia de divulgar los principios básicos de la bioinformática a través del entretenimiento ha tomado más fuerza recientemente con la aparición de nuevos juegos. En este artículo les mostramos algunos de los más interesantes:

1. EteRNA

En EteRNA (http://eterna.cmu.edu/) el participante descubrirá los principios básicos del diseño de secuencias de ARN sintéticas que luego podrá aplicar para construir cosas más complejas como nanomáquinas e interruptores de ARN, que podrían ser usados para controlar células vivas o virus infecciosos. Un juego interesante y visualmente atractivo para ingresar al mundo del ARN.

2. Phylo

En Phylo (http://phylo.cs.mcgill.ca/) la misión es realizar alineamientos múltiples de secuencias. O dicho de otra manera encontrar regiones similares entre diferentes secuencias de ADN. En la práctica bioinformática esta es una tarea frecuente, que requiere de algoritmos complejos para su resolución y no siempre da resultados óptimos. Los creadores del juego sostienen que la capacidad humana de reconocer patrones brindaría mejores resultados que las computadores en estos casos. Una buena opción en caso de que quieras comprobar tus habilidades visuales y de reconocimiento de patrones.

3. Rosalind

La idea detrás de Rosalind (http://rosalind.info/) es la del “aprendizaje a través de la resolución de problemas”. Para esto se ofrece una amplia variedad de problemas de diferente complejidad biológica y computacional para que el participante resuelva. Cada problema es chequeado automáticamente, por lo que sólo se requiere una conexión a internet. Está pensado para estudiantes de biología o bioinformática pero también puede ser aprovechado por curiosos que estén interesados en aprender sobre dichos temas.

4. The Cure

The Cure (http://genegames.org/cure/) es un juego de cartas, pero a diferencia del Solitario o el Truco está basado en el conocimiento biológico. El objetivo es que el participante descubra la mejor combinación de cartas (genes) para construir patrones de predicción para cáncer. Desde el sitio web del juego aclaran que cualquier persona puede jugar pero quizás se sientan más cómodos quienes tengan conocimientos de biología. El sistema brinda abundante información sobre cada gen de manera que cualquier participante pueda aprender aunque sea un poco sobre la función de los genes.

5. Max 5

Max 5 (http://maxfive.org/) es un juego diferente a los que vimos hasta ahora. Se centra en una investigación policial futurista en la cual los jugadores son parte de un laboratorio internacional y deben colaborar en equipos donde interatúan forenses, informáticos y científicos para resolver pistas que ayuden a detener a una organización bioterrorista. Para esto los jugadores deben hackear computadoras, secuenciar ADN y utilizar BLAST, entre otras tareas. Si bien aún está en desarrollo es una opción a tener en cuenta.

 

Comentarios